La Tragica Vida de Victor Hugo

5 (100%) 1 vote
loading...

La Tragica Vida de Victor Hugo

Victor Marie Hugo, el hombre que nació el 26 de febrero de 1802, apenas trece años después de esa gran explosión universal que fue la Revolución Francesa (14 de julio de 1789), fue un gigante.

De su tiempo y de todos los tiempos.

La Tragica Vida de Victor Hugo

Por algo –por mucho–, luego de su muerte (París, 22 de mayo de 1885, a los 83 años), fue velado bajo el Arco de Triunfo y sepultado en el Panteón de París, seguido su féretro por dos millones de almas.

En más de un sentido es uno de los padres de las letras francesas. No basta enumerar –como en las enciclopedias– sus muchas artes: poeta, dramaturgo, novelista, numen del romanticismo, dibujante, guerrero en el conflicto francoprusiano, diputado, senador, Par de Francia, Oficial de la Legión de Honor… y su nombre en una elegante avenida de París.

loading...

Hasta sus últimas palabras, “Ceci est le combat du jour et de la nuit… Je vois de la lumière noire” (“Es el combate del día y de la noche… Veo la luz negra”) se repiten todavía en las escuelas cuando se estudian su agitada vida y su inmensa obra…

Las breves y sufridas vidas de los hijos y de uno de los hermanos del autor de “Los miserables” parecen más producto de una ficción que realidad

Trece obras de teatro. Nueve novelas. Veintiocho tomos de poesía. Quince ensayos. Y hasta dibujos y fotografías: pasiones tardías pero no menos fuertes.

Iconoclasta y desafiante, osó alterar, a favor del romanticismo, las rígidas reglas teatrales, hasta el punto de que los galerudos académicos le prohibieron algunas: Cromwell y Hernani, entre ellas…

Se opuso fieramente a Napoleón. Abogó contra la pena de muerte y a favor de los derechos de las mujeres… (¡en 1842!). El Segundo Imperio Francés lo condenó al exilio por dos décadas. Defendió fogosamente la renovación de la educación y sus primitivas y aristocráticas leyes. Llegó a lo más hondo del corazón del pueblo con sus dos monumentos: las novelas Nuestra Señora de París (con el desdichado y deforme campanero de Notre–Dame, Quasimodo, su amor por la gitana Esmeralda, y la maldad del archidiácono Claude Frollo), y Los Miserables, su fulmínea condena contra la miseria y sus víctimas.

Otro golpe de arrojo: las elecciones del 8 de febrero de 1871 llevan al poder a los monárquicos, pero el pueblo niega la derrota y desata la sangrienta y muy famosa insurrección de la Comuna de París. Y ante la brutal represión contra los comuneros, Victor Hugo escribe: “Unos bandidos mataron a sesenta y cuatro rehenes… ¡y replicamos matando a seis mil presos!

Fuente: https://www.infobae.com/america/mexico/2018/03/03/pidio-un-ferrari-prestado-lo-choco-escapo-del-lugar-y-abandono-a-las-dos-acompanantes-colombianas-que-murieron-por-quemaduras/

loading...

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.